Errores que aumentan tus ojeras

Las ojeras suelen ser un asunto que afecta a gran parte de las mujeres y que verdaderamente afean el rostro o al menos nos hacen parecer mayores. Hay numerosos factores que afectan desde cansancio, la falta de sueño, la deshidratación hasta otros factores de origen hereditario difíciles de controlar.

A veces somos nostras mismas las que contribuimos a que aparezcan sin darnos cuenta, algunos malos hábitos que provocan la aparición de las ojeras o que hacen que se vean mucho más son:

Máscara de ojos incorrecta

Usar un rímel o máscara de pestañas incorrecta y de mala calidad. Ten en cuenta que los rímeles de mala calidad son de fórmulas ligeras que propician que se corran a lo largo del día. El color del rímel se va acumulando poco a poco durante el día debajo de los ojos haciendo que tus ojeras se vean más oscuras y peores. Busca máscaras de pestañas que resistan durante todo el día.

mascara-ysl

Máscara YSL
Precio: 28 euros compra aquí

El corrector inadecuado

El corrector tanto de ojos como de la piel en general, es ideal para cubrir las ojeras y las manchas en esos días en los que necesitas verte bien en el espejo. Todavía nos sorprende que haya gente que no conozca este maravilloso producto. Eso sí, ten cuidado con el color que utilizas de corrector y cómo lo utilizas. El problema es que a veces no nos fijamos bien en nuestro tono de piel y nos vamos a por colores que son demasiado claros o demasiado oscuros, atrayendo toda la atención y enfatizando más los colores verdes o azules de las ojeras.

Para evitar que esto te ocurra elije un color de corrector que sea del mismo tono o si no lo tienes claro, opta siempre por un color más claro que tu color natural así consigues iluminar sin que resulte exagerado.

corrector-ysl

Corrector YSL
Precio: 28 euros compra aquí

También fíjate en como aplicas el corrector para que funcione adecuadamente. El corrector se aplica cubriendo con pequeños toques todas las zonas que quieres disimular y en lugar de frotar da pequeñas palmaditas con los dedos para difuminar y evitar que el producto se acumulen en las líneas de expresión

Cuidado con la sal

Ojo con la sal! las dietas altas en sodio y sal lo único que consiguen es retener líquidos y aumentar la presión arterial lo que se traduce en inflamaciones también en la piel. Si tomas cenas con mucha sal verás como al día siguiente tienes unas bolsas horribles en los ojos.

El agua es fundamental

Estar hidratada es fundamental durante todo el año pero especialmente en verano. Es ideal para mantener la hidratación del cuerpo, de la piel de tu rostro y para desinflamar y eliminar toxinas. La piel de debajo de los ojos es muy fina y susceptible a la hidratación así que procura beber unos dos litros de agua diarios.

 

L

Comments (01)

Post a new comment